VÉNDELE AL PÚBLICO QUE SÍ QUIERE COMPRARTE

Al iniciar tu negocio, ¿Te has realizado esta pregunta? ¿A qué público se dirige tu empresa?

Seguro me dirás: “A todos, quiero venderle a todo el mundo”.

Pues es momento que sepas que NO TODOS son tus clientes, no todos quieren comprar lo que les ofreces.

Esta es la clave por la cual muchos negocios fallan ya que no conocen realmente su cliente ideal.

Todo el público no es tu cliente ideal

No todos pueden ser tus clientes y tampoco quieren serlo. No puedes abarcar un mercado muy amplio porque vas a encontrar mucha competencia y entrarás en guerra de precios, donde solo perderás más y ganarás menos.

Cuando logres definir a tu cliente ideal será más efectivo y menos costoso ya que llegarás al público que sí está interesado en tu producto.

No ganas nada, repartiendo volantes y cruzando los dedos a esperar que te llamen. Tienes que atacar al público objetivo.

¿Cómo identificar a tu cliente ideal?

Es indispensable que conozcas todos los detalles de tu cliente como: Edad, sexo, residencia, nivel educativo, nivel económico, comportamiento, hobbies, etc.

Cuando definas tu cliente ideal, lo reconocerás porque está dispuesto a pagar por lo que ofrece tu negocio, sabe que lo ayudas a resolver su problema y le aportas valor.

El cliente ideal es el que te deja dinero y te refiere con más clientes, de ese modo es INDISPENSABLE para el crecimiento de tu empresa.

Más clientes favoritos

¿Quién es tu cliente favorito? Seguro es el que adquiere tu servicio o producto constantemente, reconoce tu trabajo, te paga puntual y no te pide descuentos. Además, te refiere con otros clientes. ¿No quisieras decenas así?

Por otro lado, los clientes que no son favoritos son los que tienes solo para venderles, se quejan de todo, te tratan mal, no quieren pagar el precio que pides y encima piden descuento. Si te das cuenta, este tipo de clientes te generan más gastos que ganancia. Por eso, es mejor dejarlos ir porque solo afectan tu negocio.

No te preocupes que al dejar de lado estos clientes no significa que tendrás menos sino que te enfocarás solo en tus clientes favoritos y te dedicarás a atraer este tipo de clientes.
Ahora que ya sabes quién es tu cliente ideal, ¿qué esperas para atraerlos? Comparte este artículo con otras personas que también necesitan ayuda.

Descarga la infografía completa de este artículo aquí:

Dejanos un mensaje